La creatividad es un pozo sin fondo, y estos libreros lo han demostrado con estas 5 ideas en las que aprovechan sus librerías al máximo

Nuestro último blog en el que recopilamos ideas creativas de todo el mundo para inspirar a librerías tuvo mucho éxito, y por eso mismo hoy te traemos una segunda parte. ¡Más ideas, más trucos y más ingenio a la hora de captar la atención del publico para que no puedan despegar ojo de tus libros y, con suerte, acaben comprando más de uno!

Así pues, si buscas inspiración para promocionar tus libros, prepárate para encontrar eso mismo y mucho más.

¡Empezamos!

 

1. A los lectores les encanta llorar, dales un pañuelo.

¿Cuántas veces habremos preguntado si un libro era bueno y nos han respondido con un «me ha hecho llorar?» Pues muchas, probablemente, y es que hay un gran segmento de lectores al que le encanta sufrir. En esta librería de Estados Unidos, decidieron hacer una pequeña pero original broma con eso y juntaron varios libros de Nicholas Sparks, un autor con reputación de hacerte lagrimear, y añadieron una caja de pañuelos en el centro, un detalle no solo gracioso, sino que hizo que más de un lector (masoquista) decidiera comprar esos libros.

 

2. ¿Quieres vender libros de misterio?

Si algo tienen en común los lectores de novelas de misterio es que… bueno, que les encanta el misterio, sin ir más lejos. Poner un buen libro de misterio en una bolsa llamativa y cerrada hará que cualquier lector fan de ese género se lo quede mirando con ojos llenos de curiosidad. ¡A veces lo importante no es el libro, sino la experiencia!

 

3. Los libros del estante de abajo merecen amor también

A no ser que tengas unas rodillas de acero, lo más probable es que los libros que están en la parte baja de las estanterías nunca vean la luz del sol. En esta imagen, podemos ver como un librero les ha querido dar su momento de gloria, exponiéndolos en el centro y situando un cartel que pone ‘Libros del estante de abajo’. Esta idea no solo causa cierta ternura al ver como le da una segunda oportunidad a estos libros, sino que puede atraer la atención de los lectores ya que probablemente nunca antes se habían fijado en ellos.

 

4. Para los más precavidos

Es un hecho que la gente se ha vuelto menos ‘tocona’ últimamente. Antes, podían ir a librerías y empezar a manosear y hojear todos los libros, pero desde la pandemia, hay una voz en nuestra cabeza que nos dice que tal vez solo deberíamos mirar.

Readbox‘ es perfecto justo por eso, ya que es una cartulina en donde se presentan los libros con códigos. ¿Qué significa eso? Que se ponen juntos los libros o las novedades más interesantes, y si algún cliente quiere saber más, puede escanear el código con su móvil y ver la sinopsis e incluso leer las primeras dos páginas. De esta forma, no solo presentas todos los libros que consideras interesantes en un mismo sitio, sino que además dejas que el cliente les eche un vistazo sin tocar nada. Crear los códigos es gratuito, por lo que realmente esta idea solo tiene el coste de la cartulina.

 

Además, dependiendo del tiempo que quieras dedicarle, siempre puedes hacer esta presentación no solo de los libros más interesantes/vendidos/novedades, sino que puedes ponerlo en cada sección de tu librería. De forma que presentas en cada estantería 10 libros de biografías, 10 de ficción, 10 de juvenil, etc. Si crees que tu publico es mayor y no entiende de códigos, poner la foto de la portada con la sinopsis abajo será suficiente. ¡La idea es destacarlos!

 

5. ¿¡Máquina expendedora de libros?!

Japón es conocido por ser un país con máquinas expendedoras que venden DE TODO, desde paraguas, hasta plantas, hamburguesas, mascarillas y flores. ¿Pero, y si fuera una máquina expendedora de libros?

Fue una idea que empezó con una librería de Singapur, y cuyo éxito hizo que se extendiera a otras librerías del mundo como en Estados Unidos, o en la estación de Heathrow, Gran Bretaña. Al contrario que el resto de ideas, esta última es la que requiere más inversión por el hecho de tener que comprar la maquina en sí, pero de todas formas aquí te explicamos sus ventajas:

 

  • Es algo muy poco (o para nada) visto en España, lo que directamente hace que llame la atención. Esto es bueno para las editoriales, también, ya que es una forma innovadora de promocionar las novedades en las calles de la ciudad.
  • A la gente le gustan los libros, pero no siempre visitan una librería para comprarlos. Con una máquina expendedora, pueden ver y adquirir cualquier libro en medio sin entrar en un recinto.
  • Dependiendo de la localización de la librería y de la máquina, se pueden conseguir grandes resultados (si está cerca de un colegio, o cerca metro, donde la gente sabe que tiene que esperar y un libro suena como gran opción a la hora de matar tiempo, etc.)

Según los resultados obtenidos en Estados Unidos, los grandes fans de esta idea son, como no, los niños. Ya que es una experiencia divertida que les permite meter el dinero en la máquina y ver como el libro cae en sus manitas. Así pues, rellenar estas máquinas con libros infantiles puede ser la novedad que necesitas.

Siguiendo el formato de la máquina expendedora, traemos una versión más pequeña y económica:

 

¡A cambio de una moneda, llévate un poema! Este tipo de máquinas no solo pueden encontrarse a un buen precio, sino que además le pueden dar un toque especial a tu librería si las rellenas de los mejores poemas o citas de grandes autores. A veces, las personas visitan librerías únicamente para mirar y disfrutar del ambiente, pero no tienen pensado gastarse dinero… pero si es solo una moneda a cambio de un misterioso poema al azar, ¿Quién puede resistirse?

 

¿Te han inspirado?

Algunas son más factibles que otras, pero todas estas ideas tienen algo en común: Llaman la atención. A veces, esto es el único empujón que hace falta para convencer a alguien de llevarse una gran lectura a casa, porque definitivamente las ganas y la curiosidad siempre están allí, solo hace falta traerles los libros a ellos, y no al revés.

Una respuesta a «5 ideas que demuestran que las librerías tienen un gran sentido del humor»

Deja un comentario